resistencia1

En el 34° aniversario del Día de la Máxima Resitencia, el Municipio, la Comisión Permanente de Homenaje a la Gesta del Atlántico Sur y el Escuadrón Fénix rindieron homenaje a caídos y veteranos de la Guerra de Malvinas. Esta fecha marca el final del conflicto que enfrentó los ejércitos argentino y británico en 1982.

El acto realizado en el Paseo Victoria fue encabezado por el intendente Julio Zamora y contó con la participación del famoso orfebre Juan Carlos Pallarols, quien entregó dos rosas de plata como homenaje a los fallecidos en la contienda bélica.

«Esta es una fecha que año a año se conmemora en Tigre y que recuerda a los 649 hombres que se fueron en esta batalla y los soldados que luego de la guerra, por una circunstancia u otra, perdieron o se quitaron la vida. Buscamos poner en la conciencia de cada uno de los argentinos que el reclamo por la soberanía argentina de las Malvinas es permanente y no va a terminar hasta que no reconozcan que son nuestras», afirmó el jefe comunal durante su discurso.

La Comisión Permanente de Homenaje a la Gesta del Atlántico Sur, integrada por militares retirados y civiles comprometidos con la causa, recibió un regalo muy especial de Pallarols: una rosa realizada a partir de la fundición de proyectiles.

«En una época se fundían las campanas para hacer cañones y, afortunadamente, hoy es al revés. Esta rosa significa acompañar a la gente que sufrió y sigue sufriendo por la guerra», afirmó el reconocido platero. Además, agregó que hará entrega de una copia de la rosa al Cementerio Darwin en las Islas Malvinas, como homenaje a los héroes nacionales.

Tras un minuto de silencio por los excombatientes fallecidos, autoridades, veteranos y veteranos abordaron el Guardacosta 48 «Madryn» de la Prefectura Naval Argentina. Desde allí, arrojaron al Río Luján 649 rosas rojas, cada una con el nombre de los héroes que dejaron su vida durante la guerra.

En la conmemoración, el intendente fue el encargado de arrojar la primera flor con el nombre de Juan Domingo Horisberger, un soldado tigrense distingido en el campo de batalla por su valor. Hoy, una calle de Tigre lleva su nombre.

El teniente coronel retirado y presidente de Comisión Permanente de Homenaje a la Gesta del Atlántico Sur, Ernesto Darío Fernández Maguer, subrayó: «El Día de la Máxima Resistencia es una fecha emotiva que mezcla nostalgia, tristeza, amargura pero que a la vez representa el inicio de una nueva fase pacífica y diplomática en la recuperación de nuestras islas. Esta es una bala más a la indiferencia de aquellos que no sienten la causa para que entiendan a los veteranos de guerra».

En el cierre del homenaje se desarrolló un desfile cívico militar del que participaron más de una decena de agrupaciones de excombatientes y fue musicalizado por una banda militar.