La actividad se llevó a cabo en el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

Se llevó a cabo la presentación del mural «No me olviden», en homenaje a la recordada víctima de femicidio Carolina Aló. La obra fue realizada por el artista Federico Castillo en el Túnel Antonio Gualdoni, ubicado en Tigre Centro.

Presente en la actividad, la concejala Gisela Zamora manifestó: «Conmemoramos la Semana de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, presentando el mural de Carolina Aló, una vecina de Tigre víctima de un femicidio, uno de los hechos más trágicos que marcó a nuestra comunidad».

«A través de esta obra se busca sensibilizar acerca de los derechos de las mujeres y desde el Municipio de Tigre redoblamos el compromiso a seguir trabajando en materia de prevención», agregó la legisladora local y puntualizó: «Contamos con un área específica donde se brinda asistencia y contención con un equipo de profesionales que recorren todo el distrito, en un trabajo articulado con fiscalías y comisarías, buscando actuar de manera más rápida y aprehender a los violentos».

La presentación de esta obra, que había sido postergada por la pandemia, finalmente se dio en el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, que se conmemora cada 25 de noviembre.

Por su parte, Edgardo Aló, padre de la víctima y presidente de la Fundación Carolina Aló, afirmó: «Esto a uno lo pone orgulloso porque es importante que Carolina sea el camino para que haya concientización en todo el país, pero especialmente en Tigre, que siempre nos ha dado el respaldo en esta lucha».

En tanto, la subsecretaria de Mujeres, Géneros e Infancia, Nadia Olivieri, señaló: «Presentamos esta obra que es una forma más de concientizar y sensibilizar a toda la comunidad de Tigre sobre el problema que venimos sufriendo las mujeres respecto a la violencia. Desde el Municipio, realizamos distintas acciones en materia de prevención, como por ejemplo talleres en escuelas e instituciones, además de contar con un equipo interdisciplinario de profesionales que asiste y acompaña».

Durante el encuentro, los presentes descubrieron dos placas conmemorativas y plantaron un árbol de lapacho, como símbolo de fortaleza de la comunidad.