El miércoles y el jueves se llevarán a cabo los alegatos de la fiscalía, la querella y la defensa.

Comienza una semana clave en el juicio por el crimen de Fernando Báez Sosa, ya que el miércoles y el jueves se realizarán los alegatos de la fiscalía, la querella y la defensa.

De esta manera, cada representante dará a conocer frente al Tribunal Oral en lo Criminal 1 de Dolores el pedido de condena luego de las 13 audiencias donde declararon testigos, peritos, amigos de la víctima, médicos, policías, bomberos, padres y madres de Fernando y de los acusados y, en los últimos días, dieron sus testimonios cinco de los ocho «rugbiers» acusados, quienes en todo momento se desligaron del asesinato.

Tanto la querella como la fiscalía, la primera a cargo de Fernando Burlando y su equipo y la segunda de los fiscales Juan Manuel Dávila y Gustavo García, seguirán por el mismo curso que dictaron el 2 de enero cuando comenzó el juicio. Este miércoles pedirán que todos sean acusados de «homicidio agravado por alevosía y por el concurso premeditado de dos o más personas», una imputación que solo podrá recibir la pena de prisión perpetua.

Si los jueces consideran correcta la apreciación de ambas partes, los jóvenes señalados estarán como mínimo 35 años en la cárcel, al considerarse que idearon matar a Fernando y lo ejecutaron.

El jueves será el turno de la defensa a cargo de Hugo Tomei. En sus alegatos, el abogado buscará instaurar que el asesinato de Fernando fue un «homicidio en riña o agresión», que tiene una pena máxima de seis años y dos de mínima.

Esto último es importante ya que los acusados están presos desde hace tres años con prisión preventiva lo que permitiría que sean excarcelados casi de forma inmediata al haber cumplido la mitad de la condena.

Sumado al pedido del abogado defensor de los ocho señalados, está la posibilidad de que pida la absolución para dos de ellos, entre los que estaría Ayrton Viollaz, uno de los jóvenes que no fue mencionado por los testigos en ninguna de las audiencias.

Tanto los alegatos como la sentencias serán transmitidos en directo desde el canal de YouTube de la Suprema Corte de la provincia de Buenos Aires. Aunque la fecha no está establecida, se estima que la decisión final de los jueces será el 30 o el 31 de enero.