En el marco de su plan de asfaltos 2021, el Municipio lleva adelante en la localidad de Benavídez Sur una obra de 600 metros de extensión en la calle La Rioja, que una vez concluida dejará al barrio La Esperanza sin arterias de tierra.

Acompañada por el delegado municipal Alejandro Acuña, la concejala Gisela Zamora supervisó las tareas y expresó: «Seguimos trabajando desde el Municipio en este tipo de obras que son claves para la calidad de vida de los vecinos. El objetivo está puesto en mejorar la circulación de los vehículos y eliminar de forma definitiva las calles de tierra en todo el distrito».

El plan de asfaltos contempla un total de 30 cuadras para Benavídez. Y en una segunda etapa, las tareas se trasladarán a las localidades de Don Torcuato y General Pacheco.