Los presuntos autores del ataque al docente en el Camino Bancalari ya están identificados.

Dos motos en proceso de desarme y piezas de otras robadas, además de prendas de ropa utilizadas en los asaltos, fueron secuestradas en dos allanamientos realizados en el marco de la investigación por el ataque al profesor de educación física en el Camino Bancalari, informaron hoy fuentes policiales.

Los voceros también indicaron que los presuntos delincuentes que balearon en la cara el lunes pasado para robarle su moto ya están identificados. Se trata de dos jóvenes de 21 años que se dedican a cometer este ilícito a punta de pistola, quienes ayer no fueron localizados en los procedimientos y permanecen prófugos.

Las actuaciones estuvieron a cargo de detectives de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de San Isidro y de la Sub-DDI de Tigre, en una investigación que está siendo dirigida por el fiscal José Amallo, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) descentralizada de General Pacheco.

En el domicilio del primero de los sospechosos, en la calle Andrade al 2100 de Villa Hidalgo, se secuestró vestimenta idéntica a la que llevaba uno de los autores del asalto al profesor Pablo Avena (41), según lo que se vio en los videos.

Se trata de un camperón deportivo azul del Club San Lorenzo de Almagro con franjas celeste de costado y la sigla «CASLA» y el logo de la marca Nike, así como también de un chaleco refractario verde.

Los uniformados también incautaron en el lugar dos motos, ambas con pedido de secuestro en la jurisdicción de La Horqueta, en el partido de San Isidro: una marca BMW modelo F750 de color blanca, que fue sustraída ayer, y la otra, marca Pulse 200 color negra, que fue robada hace una semana, según los voceros.

A su vez, los agentes encontraron valijones de motos robadas, entre ellos uno similar robado al profesor baleado y otro con la patente colombiana GJR78F, que pertenece a la moto Honda XRE 300 ABS Adventure que el miércoles de la semana pasada le robaron a una pareja de viajeros en la Autopsita Panamericana, a la altura Escobar, con el mismo modus operandi de disparar para intimidar.

Las víctimas de ese hecho fueron el psicólogo colombiano Andrés Corrales (33) y su novia Johana Gaviria (27), quienes venían haciendo por distintos países de Sudamérica una travesía en moto y difundieron el asalto del que fueron víctimas en Escobar por sus redes sociales y algunos medios de comunicación.

También se secuestraron en ese domicilio varios cascos de motos, dos chalecos antibalas, cajas de municiones intactas de calibre 45, cargadores, varias partes de motos desarmadas y llaves de ignición de motos.

En tanto, el otro domicilio allanado en el mismo asentamiento de la localidad de José León Suárez está ubicado en la calle Huergo al 9700, donde tampoco se encontró al sospechoso buscado.

El ataque a Avena fue a las 8 del lunes pasado cuando circulaba a bordo de su moto Honda color negra por el Corredor Bancalari, frente a la entrada del country Laguna del Sol, a la altura de la localidad de Troncos del Talar, en el partido de Tigre.

El docente fue interceptado por dos «motochorros» armados que, sin mediar palabra, le dispararon en la cara.

Tras recibir el impacto de bala, la víctima frenó su marcha y descendió del rodado, por lo que los delincuentes aprovecharon para robársela.

Todo el hecho quedó registrado en una cámara de seguridad de la zona en la que se observó cómo, luego de recibir el disparo, Avena se corrió la visera del casco y empezó a tocarse el rostro; y mientras tanto, uno de los delincuentes, quien vestía un chaleco refractario amarillo, se llevó su moto.

El hombre fue trasladado al hospital de Don Torcuato, donde fue atendido por el balazo recibido en la zona del maxilar.

Tras el análisis de las imágenes de las cámaras de seguridad de la zona, se realizó un seguimiento de los sospechosos y se determinó que serían los mismos autores de otros robos similares en la jurisdicción de San Isidro, donde dispararon a distintos motociclistas para robarles sus rodados.

Avena es profesor de educación física del colegio Northlands de Nordelta, que emitió un comunicado en el que relataron lo sucedido, señalaron que la víctima se encuentra fuera de peligro y confirmaron que se trata del segundo hecho de inseguridad vivido por un miembro de la institución.