El intendente Julio Zamora y el ministro de Cultura nacional, Tristán Bauer, recorrieron la casa del Delta donde vivió Rodolfo Walsh y firmaron un convenio junto al propietario del inmueble, Daniel Argüello, para impulsar diferentes actividades que permitan conocer la vida y obra del prestigioso escritor argentino, a 44 años de su desaparición forzada durante la última dictadura cívico militar.

«Visitar la casa donde Rodolfo Walsh vivía y pensaba cada uno de sus escritos es una sensación muy emotiva; porque además fue un emblema muy valioso de nuestro país. Es un placer haber recibido en Tigre a Tristán Bauer con quien firmamos, junto a Daniel, este convenio para impulsar múltiples actividades que le darán un valor importantísimo a la memoria de este gran escritor. Es un trabajo que iremos desarrollando en conjunto entre el Municipio, el Ministerio de Cultura de la Nación y esta generosa familia», señaló el jefe comunal.

En el marco de la Semana de la Memoria, la vivienda que habitó el autor de la histórica «Carta Abierta a la Junta Militar» fue declarada de interés municipal por el Honorable Concejo Deliberante (HCD). Por otro lado, el muelle de acceso al lugar, llamado «El Edén», fue declarado de interés cultural.

En el inicio del encuentro, Zamora y Bauer recorrieron el interior de la casa ubicada en Río Carapachay 459, que el escritor habitó entre los años 1971 y 1976 y contemplaron sus reliquias más importantes, como la biblioteca y sus manuscritos y documentos, entre otros objetos. Luego, disfrutaron de la proyección de un video elaborado en conjunto entre el Ministerio de Cultura nacional y la Subsecretaria de Cultura municipal.

«Estas son fechas que deben llevarnos a la reflexión para que nunca más se repitan aquellas atrocidades que sucedieron en Argentina y también para valorar esta incansable lucha que llevan adelante las Abuelas de Plaza de Mayo. Agradezco el compromiso que siempre demuestra el intendente Julio Zamora y especialmente a la familia que vive aquí que cuida amorosamente la casa que fue lugar de inspiración de uno de los grandes escritores del país», expresó Bauer.

Luego de formalizar el convenio entre las partes, se llevó adelante la plantación de un árbol conmemorativo a la figura de Walsh y que, a su vez, forma parte de la campaña nacional «Plantamos Memoria» que impulsaron los organismos de derechos humanos por el 45° aniversario del golpe de Estado.

Al respecto de la jornada, Argüello, quien vive en la casa junto a su esposa desde el año 1992, agradeció la presencia de las autoridades y sostuvo: «Estoy muy contento por el objetivo que se quiere llevar adelante para mantener viva la memoria de Rodolfo Walsh. Cuando allanaron esta casa durante la dictadura quisieron robarnos las letras y su historia, pero lo que se está haciendo ahora es para recordarlas para siempre».

Walsh fue un periodista, escritor, dramaturgo y traductor comprometido con la realidad política y social del país. Algunas de sus obras destacadas fueron Operación Masacre, ¿Quién mató a Rosendo? y Caso Satanowsky, entre otras.