El intendente Julio Zamora visitó la Sala Aparecidas de General Pacheco, que funciona en el mismo predio que la Biblioteca Popular Juan José Castelli, donde se llevó a cabo una nueva olla popular. En este caso, los voluntarios prepararon mil empanas para vecinos de la zona.

«Es un orgullo acompañar estas iniciativas que fortalecen los lazos sociales en la comunidad. Se trata de un emprendimiento solidario que realizan los integrantes de esta sala de teatro tan querida por los vecinos», destacó el jefe comunal.

En su recorrida por el lugar, Zamora también manifestó que espera que «muy pronto pueda retomar sus actividades para el entretenimiento y la recreación» que se encuentran suspendidas por la pandemia.

Durante el encuentro, el intendente dialogó con los miembros del espacio cultural y jugó una partida de ajedrez con Facundo Pucil, quien se desempeña como docente de esta disciplina.

Por su parte, director de la Sala Aparecidas, Alejandro Rumberguer, destacó: «Esta ya es la olla número 33 que realizamos en este período de pandemia. Tuvimos que cerrar la sala por el contexto pero seguimos trabajando para el barrio con estas ollas populares y con la colaboración del Municipio, con el que estamos muy agradecidos por siempre acompañarnos y colaborar con nosotros».

«Esperamos que esta situación que hoy vivimos cambie pronto y que todos los vecinos del distrito puedan tener un plato de comida en sus casas; así como esperamos pronto retomar las actividades de este espacio, con las clases y funciones de teatro en la sala que tan bien le hacen a la comunidad», agregó Rumberger, quien también se desempeña como funcionario del área de Cultura municipal.