En el marco del aislamiento social dispuesto a nivel nacional para frenar el avance del coronavirus, el Municipio dispuso un operativo de control vehicular en Nuevo delta, que contó con la presencia del intendente Julio Zamora. El procedimiento en Avenida Benavídez y Agustín García fue llevado a cabo por agentes de Tránsito, Defensa Civil, Inspección General, COT, SET y Policía.

Durante la actividad, que se reiterará en distintos puntos durante este fin de semana, los efectivos controlaron la documentación y realizaron mediciones de temperatura de conductores y pasajeros, a través de pistolas y cámaras termográficas.

«En el marco del DNU dispuesto por el gobierno nacional, estamos garantizando su cumplimiento junto a personal del COT y SET, que chequean la documentación y la temperatura de quienes transitan, con el objetivo de cuidar a los tigrenses», explicó Zamora y añadió: «Es muy importante que todos cumplamos el aislamiento preventivo, debemos ser responsables en este sentido, entendiendo que estas medidas han sido adoptadas para protegernos y cuidarnos entre todos».

Durante el operativo, dos personas de 64 y 22 años fueron demoradas ya que no pudieron justificar los motivos de su circulación. Luego de constataran sus identidades, fueron instados a regresar a sus hogares.