El intendente Julio Zamora, en un nuevo aniversario de la Declaración de la Independencia Argentina, acompañado por su esposa Gisela Zamora, la flamante directora ejecutiva del Instituto Municipal de Alimentación Saludable y Nutrición (IMASN), recorrió las localidades de Rincón de Milberg y Don Torcuato para festejar junto a los vecinos.

“En la patria como en la ciudad, construyamos una comunidad que nos incluya a todos. Es el mensaje que deseamos dejarles a nuestros vecinos, con quienes nos sentimos felices de compartir bajo el color celeste y blanco esta jornada tan importante. Queremos que sepan que no vamos a detenernos hasta que todos los barrios de Tigre tengan la misma prosperidad y progreso. Para eso, ponemos el foco de nuestra gente, sin importar las diferencias. Hoy, más que nunca, nuestros sueños y corazones deben unirse para gritar juntos un ‘viva la patria’ bien grande”, destacó el jefe comunal.

El primer punto visitado por el mandatario fue el Club Rincón, donde la comunidad compartió la jornada lluviosa con comidas típicas y bailes folclóricos. Además, el encuentro tuvo una consigna solidaria: todo lo recaudado fue destinado al Jardín de Infantes 950 del Barrio el Alge.

Por su parte, Gisela remarcó: “Este 9 de Julio, nuestro deseo es que todos los vecinos de Tigre se encuentren unidos, que puedan trabajar mancomunadamente, lejos de los prejuicios. Somos argentinos, y como tales, tenemos impregnados en nuestros corazones el valor de una patria grande, que nos llama a soñar con un país diferente y que incluya a todos”.

El segundo lugar de la recorrida fue la Asociación Mutualista y de Fomento de Don Torcuato, donde continuó la serie de festejos por el 90° aniversario de la ciudad. Allí, los presentes disfrutaron de una gran peña folclórica.