Organizaciones de derechos humanos se concentraron este viernes por la tarde en la Plaza de Mayo, donde reclamaron la “aparición con vida” de Santiago Maldonado y responsabilizaron de esa situación a la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.

Los organismos, entre ellos Abuelas de Plaza de Mayo, Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, HIJOS Capital y Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), leyeron un documento conjunto, mientras que el hermano de Santiago Maldonado fue el encargado del cierre del acto.

“Exigimos a la ministra Bullrich que aparte a la Gendarmería Nacional de toda instancia de investigación y la retire de la Ruta Nacional 40 donde sigue apostada en señal de amedrentamiento”, reclamaron las organizaciones en el documento.

En tanto, el hermano del joven desaparecido, Sergio Maldonado, dio un emotivo mensaje final: “Estoy orgullosos de vos, Santiago; queremos a Santiago con vida”, exclamó.

El joven de 28 años fue visto por última vez el pasado 1° de agosto en Chubut, en una protesta de la comunidad mapuche, cuando fue arrestado por efectivos de Gendarmería Nacional, según los testigos.

Solidaridad

Por su parte, la líder de la agrupación Tupac Amaru, Milagro Sala, presa en Jujuy desde 2016, se solidarizó este viernes con la familia de Maldonado y sostuvo que “con presos políticos y con desapariciones forzadas no hay democracia”.

Desde el penal para mujeres de Alto Comedero, donde está detenida desde enero de 2016, la dirigente kirchnerista envió una carta que fue leída durante el acto que se realizó en la Plaza de Mayo para exigir la aparición del joven.

“Aunque esté detenida voy a seguir estando a su lado, defendiendo las instituciones y reclamando para que ‘Nunca Más’ volvamos a vivir lo que vivimos en dictadura. Con presos políticos y con desapariciones forzadas no hay democracia”, afirmó Sala.

La dirigente exigió “la renuncia de Bullrich”, a quien calificó como “responsable política de esta desaparición”, y agregó: “Denunciamos a los medios de comunicación que por omisión o con falsas notas, como en la dictadura, pretenden negar la dura realidad que nos golpea”.

“Nunca creí que en nuestro querido país, después de tantos años de lucha, con la enseñanza que nos dejaron las Madres, abuelas e hijos, tuviéramos que marchar otra vez para reclamar por la aparición con vida de una víctima de desaparición forzada”, expresó Sala, quien manifestó “toda la solidaridad con la familia de Santiago”.