Compartir en:

Una familia necesitó en marzo un ingreso de 14.090,52 pesos para no ser pobre, lo que significó un aumento del 3% con respecto a febrero, indicó esta tarde el INDEC, al difundir el valor de la Canasta Básica Total (CBT).

En tanto, la Canasta Básica Alimentaria (CBA), que determina la línea de indigencia, se ubicó para una familia tipo en 5.798,57 pesos en marzo, lo cual representó un alza del 3%, también comparado con febrero, informó el organismo.

En febrero, el valor de la canasta de alimentos y artículos de limpieza tenía un costo de 13.673,50 pesos, por lo tuvo un incremento de 417,02 pesos en solo un mes.

La CBT de marzo aumentó así en el primer trimestre del año un 7,1% con respecto al costo de 13.155 pesos que tenía en diciembre pasado.

Desde abril del año anterior, cuando el organismo que conduce Jorge Todesca reanudó la difusión de este indicador, el costo de la canasta básica registra un ajuste del 24,4%.

Por su parte, la canasta alimentaria, que define el nivel de indigencia, tuvo en marzo un costo de 5.798,57 pesos, lo que significó un aumento del 3% con respecto al costo de 5.626.95 pesos de febrero pasado.

En el primer trimestre del año, esta canasta registra un aumento del 6,2% con respecto a su valor en diciembre pasado, cuando costaba 5.798.57 pesos.

Desde abril pasado, el costo de la CBA aumentó un 23,9% según la variación de las cifras oficiales.

Ambas canastas se ubicaron por encima de la variación de marzo del Indice de Precios al Consumidor (IPC), que para el sector minorista arrojó un aumento del 2,4% en marzo y del 6,3% en el primer trimestre del año.