presupuesto2

«Muchas de las propuestas del Frente para la Victoria fueron incorporadas al presupuesto 2016, es por eso que, aunque con objeciones, esta vez decidimos acompañar la ordenanza», aseguró el titular del bloque kirchnerista, Federico Ugo, luego de la sesión en el Concejo Deliberante en la que también se aprobó por unanimidad las normativas impositiva y fiscal para el próximo año.

«Marcamos una agenda en defensa de los tigrenses que el oficialismo reconoció. Ahora los convocamos a seguir pensando políticas públicas de equidad e inclusión para todos los vecinos», manifestó el edil, quien agregó: «Si deciden recorrer ese camino, encontrarán en nosotros una oposición constructiva y responsable, jamás vamos a estar en contra de los intereses del pueblo».

Asimismo, Ugo expresó: «Durante todos estos años nos manifestamos en contra de los tarifazos de tasas municipales que el Frente Renovador aplicó a inicio de cada ejercicio financiero; sin embargo, este año se propone un aumento máximo del ABL del 25 por ciento, que entendemos razonable con la estimación del índice de inflación, y que se irá aplicando gradualmente a lo largo del año; es por eso que acompañamos».

Sobre las objeciones planteadas, el concejal aseguró: «Resulta necesario que en el distrito se deroguen varias tasas que son sumamente regresivas y pagan todos por igual, como la tasa vial a las naftas, la que se aplica en las entradas al cine o la que deben pagar quienes se suben a un micro de larga distancia».

Con respecto a la inversión en obras de cloacas, Ugo destacó: «Hay un aumento en la partida presupuestaria, a diferencia los años anteriores donde se disminuyeron las obras en ejecución. Celebramos la medida, pero destacamos que todavía no es suficiente, todavía está lejos de las verdaderas necesidades de los tigrenses, y además resta profundizar la inversión en viviendas y la planificación de suelo urbano».

Por último, el jefe del bloque del FPV manifestó: «Nosotros en campaña planteamos una reducción del 30 por ciento de las tasas para los comercios del distrito y si bien el nuevo presupuesto no propone una rebaja tan importante, al menos se compromete a no aumentar los valores que pagan los comerciantes y se aplica una reducción en la tasa de publicidad y propaganda. Esa es una batalla ganada para el sector».

Nota relacionada: El presupuesto municipal del año próximo supera los 3.200 millones de pesos