Compartir en:

En compañía del reconocido ambientalista Martín Nunziata, el concejal del Frente para la Victoria (FPV) Federico Ugo visitó distintos lugares de la Primera Sección de Islas del Delta, en un trayecto que le insumió casi cinco horas, donde se llevan a cabo obras denunciadas por vecinos.

“Teníamos pendiente está recorrida”, expresó el edil, quien destacó que “se venían acumulando” los reclamos de isleños “sobre construcciones clandestinas o no autorizadas en distintos arroyos y canales: Lujan, Gambado, Carapachay, Capitancito, Toro, Espera, Antequera, etcétera”.

“Cada una de esas denuncias las fuimos trasladando al Municipio sin que las autoridades den una respuesta formal hasta ahora”, afirmó el concejal opositor.

“Máquinas que trabajan sin autorización, dragados y rellenos que van modificando la situación ambiental de nuestro Delta y calidad de vida de la comunidad isleña”, describió Ugo, quien agregó: “Siempre detrás, los negocios inmobiliarios irregulares: pueden ser cabañas para alquiler, barrios náuticos o torres sobre la costa”.

“De menor a mayor todos están trabajando de manera irregular con el ‘dejar hacer’ de (Sergio) Massa y (Julio) Zamora”, apuntó el concejal. Y denunció: “Los grandes negocios de mucha rentabilidad para pocos se imponen sobre las buenas intenciones de gestionar para integrar Tigre, cuidar la fauna y la flora y generar oportunidades de buen vivir”.

Por último, a través de su cuenta en Facebook, Ugo plateó: “El Plan de Manejo del Delta está quedando en letra muerta, la Reserva Natural creada en 1988 por (el intendente Ricardo) Ubieto nunca se concretó, el Observatorio ambiental impulsado por el massismo solo fue una linda foto que tapaba los intereses reales”. Y cerró: “El crecimiento y el turismo tiene que venir de la mano de cuidar el Delta e integrar a la comunidad”.