El intendente de Escobar, Ariel Sujarchuk, inauguró el primer hogar de protección integral para la mujer de ese distrito, que está destinado a la contención de las víctimas de violencia de género.

“Es una gran emoción inaugurar esta casa de abrigo, de inclusión, que también será un lugar de debate y de toma de conciencia sobre la problemática de la violencia de género. Nos produce un orgullo similar al día que abrimos el hogar de amparo para la niñez porque en general estos dispositivos no suelen ser prioridad para la clase política ya que no generan votos, cuestan mucho dinero y son proyectos que deben mantenerse en el tiempo”, destacó el jefe comunal.

Y continuó: “Pero a nosotros no nos importan estas cuestiones sino poder salvar vidas. Cuando uno dice ni una menos y que queremos a las mujeres vivas, debe generar políticas, hechos concretos y preocuparse de manera permanente”.

Los hogares de protección integral son dispositivos que actúan de modo transitorio como lugares de asistencia. Aseguran acompañamiento profesional a través de talleres y entrevistas individuales. Sus equipos profesionales cumplen el rol de acompañamiento a las mujeres y sus hijos las primeras 24 horas dentro del espacio y luego los continúan monitoreando.

El nuevo hogar, ubicado en Belén de Escobar, está equipado con tres habitaciones para hospedar a mujeres con hijos, una habitación para los convivientes, una oficina administrativa, dos baños completos, una cocina, un comedor y una sala de estar. Asimismo, todos los ambientes cuentan con mobiliario nuevo incluyendo la sala de usos múltiples donde se realizarán distintos talleres. El predio cuenta con seis cámaras y luminarias LED de última generación para brindar mayor seguridad.

“Que esta problemática se convierta en un tema de agenda es uno de nuestros desafíos. Queremos ser ejemplo en la región en cuestiones sociales porque buscamos una sociedad más justa, equitativa e igualitaria, y en el partido de Escobar ya venimos dando muchas luchas por la inclusión. Lo hacemos como política de Estado, sin dar excusas, sin convertirnos en burócratas sino haciendo y cumpliendo sueños a pesar de las dificultades. Esta importantísima medida debe ser un piso para seguir creciendo y avanzando. Gobernar es tapar los baches de la calle pero también es brindar amor, contención y cariño para tapar los baches del alma”, finalizó el jefe comunal.