Con el objetivo de detectar casos sospechosos de Covid-19, agentes municipales recorren casa por casa en barrios vulnerables del distrito y asisten a los vecinos en distintas problemáticas.

La iniciativa, que se puso en marcha el pasado lunes en asentamientos de Tigre Centro, Troncos del Talar y Benavídez, es llevada adelante por trabajadores de las áreas de Salud, Desarrollo Social y Hábitat y Economía Popular, además de miembros de organizaciones sociales.

Durante los operativos, los agentes toman la temperatura y consultan a los vecinos si tienen síntomas de coronavirus. Y ante casos sospechosos, los derivan a los centros de referencia para la realización de los hisopados.

Además, especialistas del área de Género observan si existen situaciones de violencia en los domicilios que tengan como víctimas a mujeres o niños.

Por último, los trabajadores analizan si los vecinos requieren de asistencia social, a través de la entrega de alimentos o materiales.

Este programa también incluye la aplicación de vacunas de calendario a quienes no hayan podido asistir a los centros de salud o los polideportivos.