A partir de una labor asociada entre la Fundación Azara y el Municipio, se llevó a cabo un inventario de fauna presente en la reserva Delta Terra, cuyo objetivo es contribuir a la preservación y el cuidado de las especies.

En el área protegida insular fueron registradas 180 especies de vertebrados: 51 especies de peces, 116 de aves, seis de mamíferos, cinco de anfibios y dos de reptiles.

Entre los principales hallazgos, se realizó el primer registro en la provincia de Buenos Aires de la especie de peces apistogramma borelli y el registro más austral de psectrogaster curviventris y brachyhypopomus draco.

También se contabilizaron cinco especies de aves amenazadas: pava de monte (penelope obscura), ñanday (aratinga nenday), aguilucho langostero (buteo swainsoni), pajonalera pico curvo (limnornis curvirostris) y federal (amblyramphus holosericeus).

La presencia de animales domésticos, particularmente perros, constituyen un serio problema para la fauna silvestre. Es que provocan la destrucción de nidos de aves; la persecución y la caza de algunas especies, como carpinchos y coipos; y el ahuyentamiento de los animales en general. Sin embargo, la presencia de aves típicas de los ambientes del Delta y en particular de amenazadas indica un buen estado de conservación del área, según el relevamiento.

El paisaje protegido Delta Terra ocupa 40 hectáreas en una isla con humedales y bosques secundarios. Constituye un ecosistema fascinante con una rica variedad de flora y fauna en su entorno natural. A través de sus senderos se puede recorrer la diversidad de ambientes presentes en el Delta bonaerense y conocer las tareas de rescate de animales silvestres que allí se realizan.