gendarmeria

La ministra de Seguridad nacional, Nilda Garré, aclaró hoy que la llegada de 6 mil gendarmes al Conurbano bonaerense para reforzar la seguridad nunca implicó la disposición de un cupo fijo por distrito.
«La idea era dar un apoyo, un aporte, a las autoridades de seguridad de la Provincia. Pero con el criterio de que sea sorpresivo, selectivo. Esto se conversa dos veces por semana en reuniones entre autoridades de la Policía bonaerense, el gobierno de la Provincia, del Ministerio (de Seguridad nacional) y de Gendarmería», precisó Garré por Radio Continental.
En esa línea, desmintió al matutino Clarín, que ayer cuestionó un supuesto incumplimiento del gobierno nacional respecto a la disposición de efectivos en el Gran Buenos Aires: «Es una mala interpretación del objetivo», dijo la funcionaria.
«De ninguna manera íbamos a dividir los 6 mil por la cantidad de intendentes y le íbamos a dar un cupo a cada uno. Yo no he tenido ningún reclamo por parte de los intendentes. Porque esto quedó muy claro», sentenció Garré.