Compartir en:

El Municipio lleva adelante la construcción de una red de agua corriente que alcanza a las localidades de Don Torcuato y El Talar. La obra comprende la instalación de 10 mil metros de cañerías que abastecerán a una cuenca de 1.883 hectáreas, más la construcción de cámaras de registro y esclusas. Una vez finalizados los trabajos, más de 70 mil vecinos dispondrán del servicio.

Sobre la ampliación de la red de agua, el intendente Julio Zamora señaló: “Es un compromiso de la gestión que los más de 400 mil vecinos del distrito puedan vivir en las condiciones que se merecen”. Y agregó: “Se van cumpliendo los términos que propusimos cuando firmamos el acuerdo con AySA”.

La obra contempla la realización de la red primaria que conectará el acueducto Pacheco – Benavídez con el acueducto del Programa Manejo Urbano – Ambiental de la cuenca del Río Reconquista.