marcha1

Pese al calor intenso de este mediodía, vecinos inundados se movilizaron por el paseo costero de Dique Luján y Villa La Ñata para reclamar, entre otros puntos, el cumplimiento de la promesa de entrega de subsidios para los afectados por la fuerte inundación producida a principios de noviembre pasado, que fue efectuada por el diputado Sergio Massa y el intendente Julio Zamora.

Además, los manifestantes pidieron el mantenimiento de los terraplenes, el arreglo del puente de acceso a Punta Querandí -reserva arqueológica y predio sagrado para integrantes de comunidades originarias- y la protección de los humedales, que son afectados continuamente en la zona por la radicación de nuevos emprendimientos inmobiliarios.

«Massa hacete cargo» fue la frase que encabezó el volante que los vecinos movilizados entregaron a los automovilistas y los peatones que circulaban en un espectacular día soleado por el concurrido sector gastronómico local. «Basta de countries. Cuidemos los humedales» rezó la bandera colgada sobre el Puente Eva Perón.

La marcha fue convocada por la asamblea de vecinos de Dique Luján, Villa La Ñata, Villa Irsa, La Beatriz y Punta Canal, entre otros barrios, que el próximo miércoles 28, desde las 18, se volverá a reunir frente a la Sociedad de Fomento Villa La Ñata para decidir los pasos a seguir.

«Tuvimos agua en la casa del 1° al 5 de noviembre. En la delegación nos entregaron un certificado de inundación y nos dijeron que iban a pasar a realizar un censo, pero nunca pasaron. Tuvimos 76 centímetros de agua, se nos arruinó toda la casa», le dijo a TaD Dora Otero, una vecina de Villa Irsa que no cobró el subsidio municipal prometido.

Otro vecino consultado por este medio, Luis Antonio Franco, de La Beatriz, explicó: «Juntamos firmas entre los vecinos que no recibieron los subsidios, estuvimos una semana bajo el agua. Solo entregaron algunos subsidios a dedo».

En tanto, Pablo Badano, del Movimiento en Defensa de la Pacha, dijo: «La inundación del 1° de noviembre desplazó el puente de acceso a Punta Querandí. Desde entonces, realizamos varios reclamos para que lo reparen pero el concejal (Alejandro) Forlong nos dijo que no lo van a hacer porque es una obra de 2 millones y medio de pesos».

«Nos dijo que era una obra muy cara para dos o tres familias que viven allí. De esta manera, desconoce la importancia del lugar, que fue declarado por el propio Concejo Deliberante como ‘Espacio de Memoria’ y es visitado a diario por decenas de personas», agregó el miembro del colectivo que protege desde hace años el predio amenazado por el avance en la zona de urbanizaciones cerradas.

Los consultados también explicaron que luego de que se decidiera la realización de la movilización, agentes municipales recorrieron los barrios afectados por las inundaciones para ofrecer materiales y el pago de subsidios a más vecinos.