Godoy Cruz se impuso 4 a 3 a Tigre en un verdadero partidazo disputado en el estadio Malvinas Argentinas de Mendoza, en un encuentro postergado por la octava fecha del campeonato de Primera División.

Los goles del conjunto que dirige Carlos Mayor los anotaron el ecuatoriano Jaime Ayoví (29 m. PT y 22 m. ST), Gonzalo Cabrera (30 m. ST) y el uruguayo Diego Rodríguez (46 m. ST); mientras que los tantos del equipo visitante, que finalizó con diez jugadores por la expulsión de Erik Godoy (27 m. ST), los marcaron Carlos Luna (16 m. PT y 31 m. PT) y Leandro Garate (17m. ST).

Tigre, con la derrota (la primera desde la llegada del entrenador Gustavo Alfaro en el torneo local, ya que había perdido por Copa Argentina), se quedó con 16 unidades; en tanto que Godoy Cruz, que hacía seis encuentros que no ganaba (tres empates y tres derrotas), llegó a 13 puntos.

El conjunto que dirige Alfaro, con un 4-4-2, tuvo un excelente primer tiempo, con el buen juego de su dupla de ataque, el «Chino» Luna y el colombiano Sebastián Rincón, se fue al descanso arriba en el marcador.

Luna, que lleva seis goles en el campeonato, fue una pesadilla para la defensa y local y con una exquisita definición y un certero cabezazo anotó los dos tantos de su equipo, que venía de vencer sucesivamente a Rosario Central (4-1), Defensa y Justicia (2-1), San Lorenzo (2-0) y Gimnasia y Esgrima La Plata (2-0).

Godoy Cruz, con un 4-3-1-2, pecó nuevamente de ingenuo en defensa, algo que Tigre capitalizó hasta en el segundo tiempo con el gol de Garate, pero tuvo en su vocación ofensiva su único argumento para revertir el resultado.

En la primera etapa Ayoví marcó el transitorio empate, con complicidad del arquero Javier García, y en la segunda anotó el descuento para dejar a su equipo «en partido».

Luego Cabrera -su ingreso fue clave en la remontada- estableció la igualdad, y por último Rodríguez convirtió el gol del épico triunfo.

Así, Godoy Cruz volvió a ganar en su cancha (no lo hacía desde la primera fecha) y Tigre desperdició la chance de meterse en la lucha por el título.