La procuradora general, Alejandra Gils Carbó, se pronunció hoy en contra del aumento en la tarifa del gas dispuesto por el gobierno nacional. Tras su dictamen, ahora la definición del caso quedó a cargo de la Corte Suprema de Justicia.

El caso llegó a manos de la Corte Suprema de Justicia luego de un fallo de la Sala II de la Cámara Federal de La Plata que decidió frenar el aumento en las tarifas de gas en todo el país porque el gobierno no realizó las audiencias públicas preliminares.

Ese tribunal decidió suspender los efectos de las resoluciones 28 y 31 del Ministerio de Energía y Minería, que había dispuesto el aumento tarifario. Por su parte, el gobierno apeló el fallo judicial.

“El aumento tarifario no pudo ser válidamente implementado sin la realización previa de una audiencia pública”, opinó la procuradora, quien recordó que fiscales de Río Gallegos, Mar del Plata, Zapala, Ushuaia, Río Grande, Córdoba, Neuquén, Rawson y Caleta Olivia “se expidieron a favor de la suspensión del aumento tarifario” por los mismos motivos.