Compartir en:

Con una movilización a la Casa de la Provincia, ubicada en la CABA, estatales, médicos y judiciales reclamaron la reapertura de las paritarias sectoriales, el pase a planta permanente de los precarizados, mayor inversión en infraestructura, el cese de los despidos y la reincorporación los cesanteados.

Luego del acto central frente a la sede gubernamental, los trabajadores nucleados en ATE, CICOP y AJB se plegaron a la marcha de los docentes de todo el país a la Plaza de Mayo.

Durante la protesta, el secretario general de ATE bonaerense, Oscar de Isasi, señaló: “Debemos seguir sosteniendo estos niveles de unidad y masividad y preparar una gran movilización a la Casa de Gobierno”.

“Unidad y masividad contra el ajuste pero también para volver a poner de pie una propuesta centrada en la clase trabajadora. Tenemos que hacer todo lo que esté a nuestro alcance para derrotarlo a (Mauricio) Macri en las urnas”, continuó el dirigente.

Por su parte, la titular de la CICOP, Marta Márquez, abonó la idea de la unidad: “Estar en la calle es una señal al gobierno de que los trabajadores peleamos por nuestros derechos y por los derechos de todos los bonarenses que ven vulneradas sus condiciones”.

“Estamos en una crisis en el sistema de salud provincial, con salarios de hambre e infraestructura hospitalaria desastrosa. Queremos ser convocados a paritarias que nos saquen de la pobreza. Estamos convencidos que nos va a ir mejor si peleamos juntos todos los estatales”, señaló la gremialista.

En tanto, el secretario general de la AJB, Pablo Abramovich, aportó: “El 2019 es un año bisagra para el conjunto de los trabajadores y el pueblo, por eso nuestras organizaciones deben dar la pelea e interpelar en la arena política. Es necesario poner un freno al deterioro de las condiciones de vida y al derrumbe de nuestro país”.