El Municipio inauguró el nuevo edificio de la Dirección General de Promoción y Fortalecimiento Familiar, en la localidad de General Pacheco. Allí, funcionarán la Dirección de Políticas Género y Violencia Familiar; la Dirección de Infancia, Adolescencia y Familia; el Centro de Promoción de Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes; el Servicio Local y el taller de sublimación de Mujeres Emprendedoras.

El acto fue encabezado por el intendente Julio Zamora, junto a la secretaria de Política Sanitaria y Desarrollo Humano, Malena Galmarini, y la directora ejecutiva del IMASN, Gisela Zamora.

“Estamos felices de abrir oficialmente las puertas de este espacio dedicado a la atención de mujeres, niños y niñas que sufrieron violencia. Esta es una política que desarrollamos desde 2007, momento en el que asumimos el compromiso de trabajar para erradicar y concientizar sobre esta problemática en todo el distrito. Hoy hemos dado un paso más dentro de este camino, en el cual desarrollamos distintas herramientas y programas tendientes a mejorar la respuesta ante estos casos, y con el agregado de un equipo humano que se destaca en su labor diaria”, resaltó el jefe comunal.

Las flamantes oficinas se encuentran ubicadas en Avenida Hipólito Yrigoyen y San Lorenzo, sobre el Hospital Odontológico Doctor Ricardo Guardo. En tres plantas, se ubican 12 consultorios de atención, tres SUM para grupos de mujeres, niños y jóvenes, y un espacio recreativo al aire libre.

“Estas nuevas oficinas demuestran la relevancia que tienen las cuestiones de género en Tigre y nos permiten favorecer las condiciones de asistencia de las familias. Trabajar en esta problemática es muy duro, por lo que queríamos brindarles un ambiente sano, cómodo y cálido, que además se encuentra en un punto céntrico de la ciudad para que sea más sencillo llegar”, expresó Malena.

Por su parte, Gisela aportó: “Este nuevo edificio es el reflejo de un arduo trabajo que ha encabezado el Municipio de Tigre, que es un distrito pionero en materia de políticas de género. Queremos que todos los vecinos puedan disfrutar de sus vidas lejos de la violencia, y para eso es necesario el compromiso de todos: del Estado, la Justicia y los ciudadanos”.