Compartir en:

paro

La Federación de Educadores de la provincia de Buenos Aires (FEB) rechazó hoy el aumento salarial ofrecido por el gobierno provincial, que eleva el sueldo inicial de un maestro a 7 mil pesos, y convocó a un paro de 72 horas.

La medida se resolvió en un congreso extraodinario que sesionó desde las 10 en La Plata para poner en consideración la oferta de recomposición salarial propuesta por el gobierno de Daniel Scioli.

En cambio, el Suteba, que junto a la FEB integra el Frente Gremial, aceptó ayer la oferta del ejecutivo, en un congreso donde el 93 por ciento de las asambleas distritales expresó su conformidad con el incremento salarial.

Sin embargo, la asamblea de ese gremio en Tigre fue una de las pocas que se manifestó en contra y llamó a un paro de 48 horas, por lo que se espera que en el distrito la medida se sienta con más fuerza.

Por su parte, el gremio docente Udocba ya había anunciado el martes pasado un paro por tiempo indeterminado en reclamo de un sueldo inicial de 9 mil pesos.