Compartir en:

Tras un debate maratónico que se extendió por 23 horas, la Cámara de Diputados le otorgó esta mañana media sanción al proyecto de ley de interrupción legal del embarazo y giró al Senado la inciativa.

Con 129 votos a favor, 125 en contra y una abstención, se logró la aprobación en general de la propuesta que establece la legalidad del aborto hasta la semana 14 con el consentimiento informado de la persona gestante.

Al conocerse este resultado, las miles de mujeres que, con sus característicos pañuelos verdes, habían permanecido en vigilia en los alrededores del Palacio Legislativo estallaron en un festejo.

Durante la fría madrugada, las manifestantes habían atravesado varias horas de pesimismo, ya que parecía que los diputados que se oponían al proyecto de legalización del aborto sumaban más adhesiones.

Ahora, para convertirse en ley, la iniciativa debe seguir su trámite parlamentario en la Cámara de Senadores.

El jefe del bloque justicialista de la Cámara Alta, Miguel Ángel Pichetto, vaticinó que se aprobará la norma. “Habrá un efecto imparable y la ley va a salir del Senado. Tengo confianza en que la ley va a salir”, confió el influyente legislador.

Además, el senador negó que el debate vaya a extenderse por mucho tiempo. “No habrá un debate muy largo, creo que con dos o tres semanas de tratamiento ya se podría votar”, puntualizó el rionegrino.