La asociación Cultivando Esperanzas Tigre presentó ayer en el Concejo Deliberante de dicho municipio un proyecto de ordenanza sobre uso medicinal y terapéutico del cannabis y sus derivados, como el aceite.

El grupo de familias tigrenses elaboró la iniciativa a partir de sus experiencias en tratamientos de diversas enfermedades y patologías, los aportes de especialistas y los ejemplos de normas similares ya en vigencia en otros distritos. Además, la entidad contó con la colaboración de la diputada provincial por el Frente de Todos Roxana López.

«Es muy importante que se apruebe este proyecto de ordenanza para regular, informar y detener la prohibición y la persecución que hay detrás de este tema», destacó una de sus promotoras, Ana Schapert, quien detalló: «Establece un registro de cultivadores; esto nos daría mucha tranquilidad a las familias».

En la misma línea, Laura Mieres, también integrante de Cultivando Esperanzas Tigre, destacó que es muy necesaria la sanción de la norma y puntualizó: «No queremos seguir cultivando con miedo y no tiene sentido porque es algo que hacemos por la salud».

«Además de la incorporación del cannabis al sistema de salud municipal, la ordenanza establece la capacitación de los médicos para que tengan en cuenta esta medicina, para que la puedan elegir», agregó Mieres y contextualizó: «Muchos ahora se empiezan a interiorizar pero no se animan a aplicarla porque les falta un marco legal».

El proyecto presentado establece la incorporación al sistema municipal de salud local del cannabis y sus derivados, la creación de un consejo consultivo honorario para fomentar la utilización del aceite, la promoción de actividades de intercambio de experiencias y la realización de capacitaciones, y la implementación de un programa de acompañamiento a las y los pacientes.

La iniciativa también estipula la formación obligatoria sobre el tema de las y los trabajadores de la salud y de las y los integrantes de las fuerzas de seguridad que se desempeñan en el distrito, como policías y agentes del COT. Además, habilita al Municipio a gestionar la autorización para cultivar esta planta y crea un registro de autocultivadores.

Sobre el surgimiento del proyecto, Mieres recordó: «Lo empezamos a charlar entre las mamás con quienes siempre nos damos consejos y nos ayudamos. Además, conocimos a compañeras de otros municipios donde ya existen ordenanzas y pensamos: ‘¿Por qué no en Tigre?'».

Además, Schapert valoró un encuentro sobre cannabis que organizaron el año pasado en la UTN de General Pacheco. «Esa jornada fue clave porque se llenó de gente. Vimos que hay un interés real, que la población quiere, necesita estar informada. Eso fue un arranque», añadió.

«No somos un grupo de madres locas que decidieron un día hacer su aceite. Sabemos las consecuencias de la medicación psiquiátrica en nuestro hijos y por eso queremos llegar con esta alternativa a todos, porque además el proyecto incluye a todas las patologías y enfermedades», continuó Schapert y remarcó: «Queremos llegar a todas familias que lo estén necesitando, empoderar a otros».

Mieres explicó buscarán charlar «con los presidentes de los bloques» del Concejo Deliberante para contarles sus «experiencias como mamás» que cultivan cannabis, producen aceite y lo usan «como medicina».

«Yo creo que esto va a salir. Espero que sea así. Creo que hay un interés, en la población principalmente. Es algo que se está hablado a nivel nacional y provincial. Es una ordenanza súper completa, que incluye un consejo consultivo, que plantea cada situación que pueda presentarse», explicó Schapert sobre la iniciativa presentada y concluyó: «Queremos que esté legalizado para hacerlo mejor y para que otros también lo puedan hacer».

Para apoyar esta propuesta legislativa para Tigre, el viernes último se llevó a cabo un encuentro a través de la plataforma Zoom, que fue transmitido por Facebook y seguido por cientos de vecinas y vecinos. Además de las mamás de Cultivando Esperanzas Tigre y la diputada provincial Roxana López, formaron parte de la reunión el neurólogo infantil Carlos Magdalena, del Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez; la fundadora de Mamá Cultiva Argentina, Valeria Salech; y la diputada provincial María Laura Ramírez.

En la actualidad, el aceite cannábico es utilizado en todo el mundo para el tratamiento de diferentes enfermedades, patologías, síndromes y trastornos o para paliar diversos síntomas o dolores crónicos. Por ejemplo, se usa en determinados pacientes de sida, epilepsia refractaria, parkinson, cáncer, tourette o autismo, entre muchos otros.