Compartir en:

Camioneros y gremios del Frente Sindical y las CTA organizaron este mediodía, en el marco del Día del Trabajador, más de 300 ollas populares en la ciudad de Buenos Aires y otros puntos del país para visibilizar «el hambre que tiene el pueblo».

Frente al Monumento Canto al Trabajo, el dirigente Hugo Moyano se refirió a la crisis económica y social que atraviesa el país: «En este día importante, estamos tratando de darle algo de comida a la gente que pasa necesidades extremas».

Además, el sindicalista valoró la medida de fuerza de ayer: «El paro del martes fue muy positivo, fue un paro grande, hubo trabajadores de distintas actividades que se sumaron a pesar de que sus dirigentes les pidieron que no lo hagan».

El líder camionero también apuntó contra el presidente Mauricio Macri, quien criticó la medida de fuerza: «Macri siempre va a ser así, no sé cuánto habrá trabajado, no debe saber lo que es trabajar».

A la vez, Moyano relativizó los dichos de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, quien pretende que los gremios solventen los costos del operativo de seguridad montado durante la movilización de ayer: «Me da pena hablar de lo que dice la ministra. Gastan guita en cualquier cosa y la paga la gente que pasa necesidades».

Por su parte, el secretario adjunto de Camioneros, Pablo Moyano, señaló: «Este el mejor homenaje a los trabajadores luchadores que, en forma solidaria, comparten un plato de comida con aquellos que la están pasando mal y no tienen para comer».

Frente al monumento, también estuvo presente el titular de la CTA de los Trabajadores, Hugo Yasky, quien afirmó: «Estas ollas simbolizan el hambre que hay».