Compartir en:

Según dispuso el Ministerio de Transporte de la Nación, la Línea 60, operada por la firma MONSA, mantendrá siete de los actuales 19 ramales y solo uno llegará al barrio porteño de Constitución. La supresión de los recorridos se implementará en forma paulatina durante los próximos 60 días.

A partir de esta resolución, tres trayectos serán directamente eliminados, mientras que los restantes serán fusionarán para que queden solo siete.

Según el titular de la empresa MONSA, Marcelo Pasciuto, esta medida “beneficiará a los choferes, que ya no manejarán más de tres horas, y a los pasajeros, con mayor una frecuencia en los servicios”.

De estos nuevos recorridos, cuatro llegarán hasta Escobar, dos hasta Tigre y uno hasta San Isidro. Y el ramal A, entre San Isidro y Barracas, será el único que continuará pasando por Plaza Constitución.

Los siete ramales y sus recorridos serán:

-Ramal A: San Isidro – Barracas.

-Ramal B: Rincón de Milberg (Tigre) – Barrancas de Belgrano (por Panamericana).

-Ramal C: Terminal de Ómnibus de Escobar – Barrancas de Belgrano (Por Panamericana).

-Ramal D: Terminal de Ómnibus de Escobar – Barrancas de Belgrano (por Avenida Boulogne Sur Mer).

-Ramal E: Rincón de Milberg (Tigre) – Barrancas de Belgrano (por Avenida Fleming).

-Ramal F: Terminal de Ómnibus de Escobar – Barrancas de Belgrano (por Ruta 27).

-Ramal G: Terminal de Ómnibus de Escobar – Plaza Italia (Palermo).

Según la disposición de Transporte, la frecuencia en el Ramal A, que es el más corto, deberá ser de 6 minutos entre unidad y unidad. En tanto, en el caso de los recorridos más largos, el tiempo límite permitido entre colectivo y colectivo será de hasta 17 minutos.