Compartir en:

La lluvia fue la gran protagonista de una nueva jornada de entrenamiento del seleccionado argentino de fútbol desarrollado hoy en la Ciudad Deportiva de Barcelona. Durante la jornada, el director técnico Jorge Sampaoli paró a un equipo en el que estuvieron Javier Mascherano y Maximiliano Meza en el mediocampo.

A nueve días para el debut mundialista frente a Islandia, el conjunto albiceleste, que no tendrá un partido amistoso debido a la suspensión del que debía disputar ante Israel, realizó trabajos físicos y tácticos bajo una intensa lluvia y luego mantuvo un ensayo formal ante un equipo de sparrings. Entre los once, Sampaoli probó con Mascherano, en reemplazo de Lucas Biglia, y Meza muy cerca.

Además, en el ataque, otra vez tuvo lugar en el equipo desde el arranque Gonzalo Higuaín.

En los últimos dos ensayos, el entrenador probó con Biglia y Meza en la mitad de la cancha, aunque por estas horas Mascherano y Giovanni Lo Celso correrían con ventaja para formar parte del conjunto titular para el debut.

Las principales incógnitas en la conformación del equipo pasan por saber si la dupla central estará integrada por Federico Fazio o Marcos Rojo junto a Nicolás Otamendi, y si el nueve será Higuaín o a Sergio Agüero.

El seleccionado, que tenía previsto viajar hoy a Jerusalen, continuará trabajando en Barcelo hasta el próximo sábado, cuando tomará un vuelo hacia Rusia para instalarse en Bronnitsy.