Compartir en:

Los investigadores del ataque al camión blindado del Banco Provincia, en el que fueron asesinados dos policías, realizaron allanamientos en casas del norte del Conurbano donde secuestraron armas de fuego y municiones de escopetas Ithaca calibre 12/70 y de fusiles FAL.
En tanto, fuentes policiales y del Ministerio de Seguridad provincial confirmaron a Télam que también fueron detenidos dos agentes que estarían involucrados en el trágico hecho en sus lugares de trabajo: uno en San Nicolás y el otro en Baradero.
Cabe recordar que una banda integrada por 12 asaltantes, que se trasladaba en tres vehículos, atacó en noviembre pasado a un camión de caudales y dos patrulleros que lo custodiaban sobre la Panamericana, a la altura de Benavídez. El saldo de la feroz balacera fue la muerte de dos policías.